El testamento del divorciado

   Cristina y Luis, formaban una feliz pareja, sin embargo, con el paso del tiempo, perdieron todo lo que les hacía únicos y hace unos días se divorciaron. Las cosas acabaron muy mal. Tienen dos hijos, de 7 y 4 años. Los dos, pese a la crisis, trabajan, han formado un importante patrimonio, privativo de cada uno de ellos, pues estaban casados en separación de bienes. Cristina está muy dolida, pues, además, una tercera persona se cruzó en su relación. Acude a mi despacho, me cuenta su caso y me dice: “No quiero que Luis reciba nada de mi, ni que toque nada de lo que mis hijos hereden que haya hecho yo con mi esfuerzo; tampoco me gustaría que “la otra” se beneficiara  de nada y, por supuesto, casa vez que mis hijos la ven me pongo fuera de mi. ¿Qué hago?”.

   Seguro que más de uno se ha visto en esa situación y se ha planteado algo parecido. Tanto si se ha hecho durante el matrimonio, como si no, es imprescindible hacer un nuevo testamento. El hecho de que se estuviese casado o simplemente existiese una situación de pareja de hecho tiene diferencias de matiz.

   Lo que más preocupa es quién se queda con los hijos. El divorcio y/o el fallecimiento, no extingue la patria potestad, por lo que, aunque la custodia se atribuya a un progenitor, tras el fallecimiento los hijos quedarán con el otro. Sin embargo, como ya hemos apuntado en este blog, es conveniente designar un tutor testamentario para el caso de fallecimiento de ambos padres. El que designa frente al que no tiene más posibilidades de que su voluntad se cumpla. El nombramiento de tutor no produce efectos automáticos, pues debe ser consolidado judicialmente.

   La segunda preocupación, el tema patrimonial, debe excluirse de la administración al otro progenitor, en tales casos se puede designar una persona que administre los bienes de nuestros hijos. De lo contrario, lo que estos hereden de uno de los padres, nos guste o no, lo administrará el otro. Se hace coincidir, normalmente, el tutor designado con el administrador. Aunque tal cargo puede recaer en personas distintas. Su eficacia será anterior a la tutela, pues sus efectos son inmediatos desde el fallecimiento.

   Por último, el divorcio conlleva la pérdida de derechos legitimarios; sin embargo, si hicimos un testamento previo es bastante probable que el divorciado superviviente conserve sus derechos en nuestra herencia. Por eso se hace imprescindible modificar el testamento.

   Antonio Ripoll Soler

   Notario de Alicante

   www,notariaripoll.com

Anuncios

6 Comentarios »

  1. Una duda, si la madre de los hijos muere, sus bienes pasan a sus descendientes, hijos, si uno de ellos muere posteriormente y no tiene descendiente pasaría a su ascendiente, es decir, al padre es el legitimario. la persona exacta que Cristina, la madre, no quiere que posee nada de ella. Que se podría hacer al respecto? se podría poner una sustitucion vulgar? o una reserva troncal para que no cambie de familia la posesión de los bienes? estoy liada, gracias, por cierto me encanta su blog, y me hace “gracia” como nombra a veces el pueblo de Teba, ya que lo conozco, y se lo rural que es. Vaya cambio de vivir allí, a vivir ahora en Alicante.

    SALUDOS

    • Estimada Ana:

      En el fondo, parece, lo que te preocupa, parece, es que el padre de los herederos de Ana no llegue a adquirir los bienes de Ana como consecuencia de los azares de la vida ante un fallecimiento sin descendencia. Supongo que sucede que el padre era la pareja de Ana, en su día, y hubo una crisis de pareja…
      Existen distintas alternativas en función de como Ana quiera distribuir los bienes, son testamentos más complejos, la reserva lineal, a la que aludes, no opera siempre y depende de las circunstancias, es conveniente hacer un testamento que lo contemple todo y excluir, con los mecanismos que el Derecho brinda, que existen, a dicho padre. Como te refería en el supuesto anterior, es necesario sentarse con los antecedentes y desenredarlos poco a poco delante del notario. Es un supuesto relativamente frecuente y que se da en los divorcios, a mi, si has leído este post y otros que se enlazan, me gusta llevar la voluntad de Ana hasta las últimas consecuencias, si es lo que quiere, aunque es algo que no comparten todos los Notarios.

      En cuanto a lo de Teba, fue mi primer destino, he aprendido mucho de todas las gentes de los destinos en los que he ejercido mi profesión. De Teba, en concreto, guardo un recuerdo muy grato. Es cierto que es un medio rural, pero cada lugar tiene su propia idiosincracia y riqueza, allí fui realmente feliz. Frecuentemente, Mariola, de la que habrás visto referencias en el blog, me dice: “Podría traerse un día a Alfonso para que lo que lo conociéramos”. Alfonso fue mi primer oficial, al que en mi despacho actual refiero actualmente como ejemplo, igual es que me estoy haciendo mayor, aunque creo que no.

      Feliz día, gracias por tus palabras y sigue participando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s