No me gusta mi Ley, paso y la cambio

eleccion vecindad civil   ¿Os imagináis que pudiéramos elegir la Ley que se nos aplica? ¡Vaya chollo! Poder elegir las reglas del juego. Y siempre, siempre, sin incumplir la Ley.

Alguno ya estará pensando: “Al Notario del Blog se le esta yendo la cabeza. ¿Este es el que controla la legalidad?”Pero… ¿Y si fuese verdad?

   En este post os voy a desvelar uno de los más grandes enigmas de nuestro sistema legal. Es algo que pocos conocen pero, que sin duda, puede ser muy interesante en muchos casos.

   Como consecuencia de la existencia de distintos territorios dentro del Estado español se produce la coexistencia de distintas leyes civiles. Distintas formas de entender los principios básicos de la ordenación de la sociedad. Distintas formas de resolver los problemas de la familia, la configuración del matrimonio, de su economía, de la admisión de las parejas de hecho. Distinta sensibilidad a la hora de abordar el espinoso problema de la libertad de testar, de la existencia de legítimas, así como de la transmisión de la propiedad tras el fallecimiento; porque no en todos los lugares de España se hereda de la misma forma, al igual que tampoco se responde de la misma manera por las deudas hereditarias.

   Que Ley de esas muchas -que no existen en todas las Autonomías- se aplica a cada españolito se determina por la vecindad civil. La vecindad civil determina la pertenencia a uno u otro territorio y la sujeción a sus correspondientes leyes.

   Una vez que la persona nace, le corresponde una vecindad civil. Sin embargo, ésta es susceptible de ser cambiada durante la vida de las personas. En el cambio de vecindad civil incide en mayor o menor medida, junto con unas circunstancias de hecho, la voluntad de las personas.

   En el fondo, la vecindad civil tiene muy en cuenta el arraigo de la persona en uno u otro territorio, la integración en sus costumbres y forma de vida. Y, en fin, la voluntad de permanencia en el mismo.

   Así, la residencia continuada durante 10 años en un territorio; sin declaración en contra para conservar la vecindad civil; o, por el contrario, la residencia continuada durante dos años, en ese territorio, con voluntad de adquirir la vecindad civil, podrá llevarnos a modificar ésta y, con ella, las leyes que se nos aplican a ámbitos tan importantes de la vida como los que dije antes.

   Es cierto que las posibilidades de elección no son muchas, puedo: 1) Conservar mi vecindad civil; 2) Meditar si la conservo; y, 3) Adquirir la vecindad del territorio en el que resido. La opción es entre la vecindad que poseo y la vecindad civil del lugar en el que resido, con los requisitos legales. Sin embargo, la posibilidad es muy interesante. Además, esta opción, reiterando requisitos legales se puede producir muchas veces en la vida.

   En mi despacho, a quien me visita, cuando surge el tema, sobre todo al hacer un testamento, al indagar sobre la vecindad civil del interesado, no han sido pocas las ocasiones en las que he asesorado sobre la conveniencia, sobre todo, de conservar una determinada vecindad civil. En tales casos, con mucha fe y poca convicción en que en el Registro civil alcancen a resolver lo que planteo al interesado, he escrito en una tarjeta lo que debe hacer una persona para conservar su vecindad civil y la he mandado al Registro civil a hacer el trámite pertinente. Ninguna ha vuelto luego, supongo que habrán atendido su petición. Petición, al mismo tiempo, que estoy seguro, por la desinformación que se produce, que será excepcional. Sin embargo, habrá permitido, normalmente, a la persona, conservar, por ejemplo su libertad de testar. Porque no es lo mismo hacer las cosas porque salen del corazón que porque nos obliga la Ley, aunque el resultado pueda ser idéntico.

   ¿Conocíais esta opción? ¿Os parece interesante? ¿Conocéis a alguien que la haya ejercitado?

Antonio Ripoll Soler

Notario de Alicante

http://www.notariaripoll.com

Anuncios

5 Comentarios »

  1. Sr. Ripoll, mi consulta es la siguiente: Somos uno matrimonio catalán, nacidos en Cataluña y casados en Cataluña en régimen de separación de bienes. Hace nueve años que residimos en Badajoz. Quería saber en qué nos perjudica o nos beneficia dejar de ser catalanes. Qué diferencias hay en tener la vecindad civil catalana o la extremeña. Tengo entendido que hay diferencias a la hora de hacer testamento ¿es así? ¿y qué diferencias son éstas?
    Muchas gracias

    • Estimada Esther:
      Gracias por participar, bienvenida al blog!
      En Extremadura se tiene “vecindad civil común”, que es como se llama.
      Las diferencias son importantes, en Cataluña se tiene mayor libertad a la hora de hacer testamento, donde las legitimas son menores, los legitimados son menos… La legislación es más flexible y, para mi, la libertad es un valor. Se puede hacer lo mismo, pero no es lo mismo decidir en un sentido porque no me queda más remedio que poder libremente tomar una u otra opción. Yo haría la manifestación para conservar la vecindad.
      Saludos

  2. Buenos días, Sr. Ripoll:
    Si que conocía la opción de mantener un determinado derecho civil. Tengo vecindad civil aragonesa, y tal vez los aragoneses, por tener un código civil distinto, somos mas conscientes de que en España coexisten distintos códigos civiles. Además, en los medios de comunicación de Aragón se remarca y difunde con cierta frecuencia esta peculiaridad, como el rasgo mas característico de Aragón, incluso comparándola con la defensa y difusión que otras comunidades hacen, por ejemplo, de una determinada lengua propia.

    No conozco a nadie que haya ejercitado el derecho a mantener un determinado derecho civil.
    Aunque yo siempre lo tengo presente y pienso aplicarlo en breve (de allí viene el consultar su blog). Llevo algo menos de 2 años empadronado en Cataluña, pero cuando lleve mas de 2 años pienso dirigirme al registro civil para comunicar mi intención de mantener la vecindad civil aragonesa. Lo que pasa es que en la página web del registro civil o del ministerio no informa de este trámite. Solo he encontrado referencia a la documentación necesaria en la web de la Generalitat valenciana.
    Muchas gracias por las explicaciones que da en su blog.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s